Una temporada de ISAIAS 60

Una temporada de ISAIAS 60

941
SHARE

Entonces lo verás y resplandecerás, y se estremecerá y se regocijará tu corazón, porque vendrá sobre ti la abundancia del mar, las riquezas de las naciones vendrán a ti. Isaías 60:5

Las bendiciones de la obediencia están bien relatadas en Deuteronomio 28. A lo largo de las Escrituras, el Señor enfatiza en su Palabra que la obediencia trae bendiciones. ¿Para qué estamos siendo preparados? Para desarrollar la habilidad de desplegar el plan de nuestro Padre celestial y darle la gloria que merece sobre la tierra, usando los recursos que Él nos entrega para edificar su Reino y ocupándonos en los negocios del Padre hasta que Él vuelva. Estamos en un tiempo muy emocionante. Oro para que esta palabra de Agnes Ebedi sea de aliento para muchos y una confirmación de lo que el Señor está hablando. Dios le está dando esto a aquellos en quienes El puede confiar que harán lo que les diga que hagan con esos recursos. Estas riquezas son para compartir. Estas riquezas son para edificar y cumplir lo que el Señor nos ordenó hacer.

“Mientras oraba recientemente, de repente tuve una visión. En esta visión, vi enormes camellos con paquetes llenos de oro atados a la espalda. Observé en estado de shock porque en lugar del típico movimiento lento de un camello, estos eran rápidos en movimiento como el de un equipo de caballos salvajes. Inmediatamente escuché al Espíritu de Dios decir que esta es la temporada en la que se acelerarán las respuestas a las oraciones”.

¡ESTA ES UNA TEMPORADA DE ISAIAS 60!

Isaías 60: 5-6 Entonces lo verás y resplandecerás, y se estremecerá y se regocijará tu corazón, porque vendrá sobre ti la abundancia del mar, las riquezas de las naciones vendrán a ti. Una multitud de camellos te cubrirá, camellos jóvenes de Madián y de Efa; todos los de Saba vendrán, traerán oro e incienso, y traerán buenas nuevas de las alabanzas del Señor.

“¡Escuché el rugido de abundante lluvia! ¡Escuché al Espíritu de Dios decir que la sequía ha llegado a su fin! California y otras partes del oeste experimentarán repentinamente un gran diluvio y aguaceros que traerán un final drástico a los efectos devastadores de los incendios forestales. Esto será una señal para las naciones de un rápido cambio de estaciones. Donde muchos habían experimentado temporadas de escasez y carencia, el sonido y la vista de este aguacero masivo de lluvia en lo natural indicarán el génesis de un cambio de temporada de la escasez a la abundancia en el nombre de Jesús. Levantamos nuestras voces con un sonido unido y declaramos «¡QUE LLUEVA!» ¡En el nombre de Jesús!”

LOS MILAGROS ACELERADOS ROMPERAN LA DEMORA EXTREMA

“Mientras intercedía por las naciones, escuché al Espíritu de Dios decir que muchos han estado agobiados por el peso de una demora extrema, pero que está llegando un final repentino a esta demora que muchos habían experimentado. El poder de Dios está rompiendo rápidamente las cargas que muchos han llevado en la última temporada”.

Isaías 10:27 Acontecerá en aquel tiempo que su carga será quitada de tu hombro, y su yugo de tu cerviz, y el yugo se pudrirá a causa de la unción.

“Tuve un sueño vívido que confirmó esto recientemente, y cuando me desperté ocurrió un milagro masivo en mi vida donde 16 años de retraso se rompieron repentinamente. En este sueño, estaba parada al final de una fila muy larga y mientras miraba, para mi total asombro y sorpresa, de repente fui catapultada al frente de la fila y mi solicitud fue concedida de inmediato. Cuando me desperté, comencé a orar sobre el significado de este sueño y mientras oraba, escuché al Padre decir esto: «¡Dile a mi pueblo que los milagros acelerados romperán la demora extrema!» Muy poco después de esto, una petición de oración que había estado presentando al Señor durante 16 años fue respondida repentinamente”.

Mateo 19:29-30 Y cualquiera que haya dejado casas, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o mujer, o hijos, o tierras, por mi nombre, recibirá cien veces más, y heredará la vida eterna. Pero muchos primeros serán postreros, y postreros, primeros.

“Escuché al Padre decir que de la misma manera que Daniel estuvo levantando Su nación durante 21 días, el enemigo luchó contra la liberación de la respuesta, pero de repente hubo una conquista sobrenatural, Su poder fue rápidamente liberado y venció por completo al enemigo (Daniel 10); los creyentes de todo el mundo han estado alzando la voz en oración por situaciones que parecían estancadas y por dificultades aparentemente insuperables. Dios le está diciendo a Su Pueblo, lo mismo que le dijo a Daniel, a través del ángel: “Eres apreciado por Dios y tus oraciones han sido escuchadas” Escucho al Espíritu de Dios decir que, en todo el mundo, ¡SUS ORACIONES HAN SIDO ESCUCHADAS! sus ciudades volverán a rebosar de abundancia; el fin de toda enfermedad vendrá y ustedes y sus naciones prosperarán y estarán en paz”.

Daniel 10:12 No temas, Daniel, porque desde el primer día en que te propusiste en tu corazón entender y humillarte delante de tu Dios, fueron oídas tus palabras, y a causa de tus palabras he venido.

“Declaro que esta será su Temporada de expansión y explosión masiva de Milagros en el nombre de Jesús. ¡Que el Dios Todopoderoso unja y dé poder a sus manos para adquirir riquezas en el nombre de Jesús! Bendiciones financieras extraordinarias están, en este momento, siendo liberadas del cielo para financiar los mega avivamientos y la gran cosecha de almas que está por ocurrir en todo el mundo. Hay una transferencia de riquezas divina en este momento. Los justos serán bendecidos con desbordamiento financiero en el nombre de Jesús. Declaro Deuteronomio 1:11 “Que el Señor, Dios de sus antepasados, los multiplique mil veces más y los bendiga tal como lo prometió” En el nombre de Jesús. ¡Que Dios los bendiga grande y abundantemente más de lo que pueden pedir o imaginar en el nombre de Jesús! (Efesios 3:20)”. (Agnes Ebedi)

Isaías 60:7 Todos los rebaños de Cedar serán reunidos para ti, los carneros de Nebaiot estarán a tu servicio; subirán como ofrenda agradable sobre mi altar, y yo glorificaré la casa de mi gloria.

Isaías 60:20-22 Nunca más se pondrá tu sol, ni menguará tu luna, porque tendrás al Señor por luz eterna, y se habrán acabado los días de tu luto. Entonces todos los de tu pueblo serán justos; para siempre poseerán la tierra, vástago de mi plantío, obra de mis manos, para que yo me glorifique. El más pequeño llegará a ser un millar, y el más insignificante una nación poderosa. Yo, el Señor, a su tiempo lo apresuraré.

Con amor y oraciones,

Fuente:

Magie de Cano

Compartir
SHARE

Dejenos sus comentarios

Loading Facebook Comments ...

SIN COMENTARIO

DEJE SU REPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.